Por: Octavio Fabela

TIUANA.- Durante el rito de la imposición de Ceniza, el Arzobispo Francisco Moreno Barrón la recibirá de manos de una niña como gesto de desagravio y respeto a la vida humana, especialmente a las mujeres y las niñas.

La imposición de ceniza se realizará en las 150 parroquias que componen la arquidiócesis de Tijuana siguiendo los protocolos de salud que se han anunciado previamente.

Pese a la pandemia por Covid-19 que impera en el estado y ante la nueva normalidad, el Arzobispo expresó que las iglesias católicas adoptaron los protocolos sanitarios necesarios para poder llevar acabo el tradicional acto.

“El ministró tomará la ceniza con sus dedos y la dejará caer sobre la cabeza de la persona, sin tocarle la mejilla, frente o manos”, explicó.

Por su parte, se registró un gran número de fieles que desde temprano hacían fila afuera de la Catedral, ellos aseguraron que acuden porque es una tradición y por la confianza en que con la ayuda divina se podrá superar más fácilmente los problemas surgidos por la pandemia.

“Es la tradición de nosotros los mexicanos”, indicaron feligreses.

Ante la situación de salud que ataca a la frontera, las personas que acudan a los templos podrán solicitar ceniza para llevar a los enfermos o vulnerables.

Finalmente, el obispo recordó a la feligresía que lo de hoy es un rito de fe y no un sacramento.

“La gente que no pueda, que permanezca en casa y que haga una oración sencilla disponiéndose a vivir en recogimiento la cuaresma”, manifestó.

Fuente: http://uniradioinforma.com